Los Temores y Miedos Irracionales

Los Temores y Miedos Irracionales

¿Qué es el miedo?  El miedo es una perturbación angustiosa de animo ante un peligro real o imaginario, presente o futuro.  El miedo es un comportamiento normal, que nos permite sobrevivir.  Gracias a que podemos sentir miedo, nos podemos escapar de situaciones peligrosas.  Sin embargo, el ser humano tiene la tendencia a preocuparse por peligros que todavía no han pasado, y que tal vez nunca ocurrirán.  Esto nos puede llenar de ansiedad y afectar la manera con la cual nos enfrentamos al mundo.

 Detrás de cada sentimiento o emoción, existe un pensamiento, ya sea consciente o inconsciente.  Las personas que viven preocupadas y ansiosas por el “por si acaso” tienen un repertorio de pensamientos negativos que los consume, los desgasta y no les permite vivir plenamente el presente ni disfrutarlo.  Estos pensamientos se pueden categorizar en: pensamientos extremistas, “todo o nada”, “blanco o negro”, pensamientos catastróficos “esto es el fin del mundo”, pensamientos pesimistas, “siempre me va mal; para que hacerme ilusiones”, pensamientos irracionales ‘si una vez perdí un examen, quiere decir que siempre lo perderé”, etc.  Además de estos pensamientos negativos, existen otros que nos hacen sentir completamente atrapados y hasta nos paralizan: “¿y si se me pincha un neumático?” (por lo tanto, mejor me quedo en casa), “¿y si entran los ladrones?”(por lo tanto mejor no salgo, o mejor todavía, reviso si cerré la puerta, mil veces), “¿y si se cae el avión?”.(por lo tanto, mejor no viajo) “¿y si me viene un ataque de pánico en el avión?” (mejor me quedo en la casa o tal vez me vuelvo loco).  Estos miedos imaginarios crean comportamientos de evitacion, y así poco a poco, la persona va limitando sus actividades, sus quehaceres, sus salidas.  Evita situaciones que le producen ansiedad y como estas son tantas, se va aislando mas y más.  Al mismo tiempo, va perdiendo la confianza en sí mismo, su autoestima, y sus amistades.  Es muy posible que en esta situación, la persona desarrolle una fobia social. Como enfrentarse a una situación social le produce tanta ansiedad, la persona la evita mas y más; al mismo tiempo, el miedo irracional se hace mas y más intenso, pues la persona no se da la oportunidad de confrontarlo con la realidad.  La única manera de comprobar que no tendré un ataque de pánico en el avión, es viajando.  Muchas veces, los miedos y temores se ven acompañados de ideas obsesivas o  comportamientos compulsivos (mirar mil veces que la puerta este cerrada con llave, limpiar la casa excesivamente, por miedo a los gérmenes).

 La mejor manera de confrontar nuestros miedos y temores, es analizar los pensamientos irracionales que están por detrás de los sentimientos de ansiedad y angustia.  Una vez identificados, estos pensamientos pueden cambiarse por otros más lógicos y racionales.  A medida que hacemos esto, nuestros miedos mentales van disminuyendo, y eventualmente desaparecen.